Sala de Prensa

 

"El gran avance es dirigirnos a los subtipos de cáncer" 

 

 

 

El doctor Josep Tabernero se ha mostrado optimista por los importantes avances que se están consiguiendo en los tratamientos personalizados presentados recientemente en el congreso de oncología más importante a nivel mundial, celebrado en Chicago. Así lo ha explicado durante una entrevista en el programa 'Els Matins' de TV3, realizada el miércoles 4 de junio de 2014.

 

Leer noticia y ver entrevista
 

               

 

CÁNCER DE ENDOMETRIO (O ÚTERO)  

DETECCIÓN PRECOZ

El endometrio es el tejido que recubre las paredes internas del útero. De ahí que el cáncer de endometrio se denomine también cáncer de útero.

 

La mayoría de casos de cáncer de endometrio se consiguen diagnosticar en sus fases iniciales y tienen una alta probabilidad de ser tratados con éxito. La detección precoz se basa en consultar a un especialista sin demora cuando aparece un síntoma que indique la posibilidad de un tumor en el endometrio.

 

El síntoma más característico que facilita la detección precoz del cáncer de endometrio es un sangrado vaginal anormal, típicamente con aspecto de agua de lavar carne, especialmente en mujeres que han pasado la menopausia. De producirse este sangrado, incluso si no es abundante, es precisa una consulta urgente con un ginecólogo.

 

En una minoría de casos no se detecta un sangrado vaginal anormal. El primer síntoma suele ser entonces un dolor abdominal persistente y de causa desconocida por debajo del ombligo. 

 

DIAGNÓSTICO RÁPIDO 

El diagnóstico se inicia con una exploración ginecológica y una ecografía transvaginal que permite visualizar el útero y ver si ha aparecido alguna masa sospechosa de ser un tumor. Si se confirma la sospecha de cáncer, se realiza un legrado uterino, que consiste en extraer una muestra de tejido del endometrio por vía vaginal. Se trata de una prueba sencilla que no requiere quirófano. El análisis de este tejido confirma o descarta de manera definitiva la presencia de un cáncer de endometrio.

 

El circuito de diagnóstico rápido del IOB permite reducir a un plazo inferior a una semana el tiempo medio entre la primera consulta de una paciente por una sospecha de cáncer de endometrio y el inicio del tratamiento.

 

TRATAMIENTO PERSONALIZADO

El tratamiento del cáncer de endometrio requiere una intervención quirúrgica en la que es preciso extirpar el útero (histerectomía), los ovarios (ovariectomía) y, en algunos casos, los ganglios linfáticos más próximos al útero.

 

Al margen de la cirugía, el tratamiento se individualiza según las características que tiene el tumor de cada paciente en el momento del diagnóstico. Los oncólogos valoran características como el tipo de células que forman el tumor, el diámetro del tumor o el grado de infiltración del miometrio (la capa muscular del endometrio, que se encuentra por debajo de la capa mucosa). Estos riesgos permiten valorar el mayor o menor riesgo de cada tumor y decidir el tratamiento óptimo para cada paciente con el objetivo de conseguir una máxima eficacia con mínimos efectos secundarios. El tratamiento suele incluir algún tipo de radioterapia y en algunos casos se acompaña de quimioterapia.

 

Una vez terminado el tratamiento, se sigue la evolución de la paciente con revisiones oncológicas y ginecológicas periódicas. La revisión oncológica incluye una prueba de diagnóstico por imagen de la zona pélvica y abdominal, así como un análisis de sangre exhaustivo, para verificar que no hayan aparecido nuevos tumores. La revisión ginecológica incluye un examen de la cúpula vaginal, la zona más propensa a la aparición de nuevos tumores, y debe ser realizada por un ginecólogo experto en este tipo de exploración. La frecuencia de las revisiones se establece según las características que tenía el tumor de cada paciente. 

Última actualización el Lunes, 08 de Septiembre de 2014 09:02
 

INSTITUTO ONCOLÓGICO BASELGA

Hospital Quirón Barcelona
Plaza Alfonso Comín, 5
08023 Barcelona
Tel.: 932 381 661 | Web